lasagne

Lasaña 2.0 con setas (variedad trompeta negra)

4-6 porciones

lasagne omnia

Ingredientes

6 tortillas grandes
800 gr de salsa de tomate
500 gr de ricotta
2 dl de cebolla cortada en pedacitos
2 dl de setas en trocitos Craterellus cornucopioides (variedad trompeta negra fresca o desecada)
3 dientes de ajo grandes
125 gr de mozarella en rodajas
Mantequilla o aceite para freír
Orégano (fresco o deshidratado)
Sal y pimienta

La variedad trompeta negra es un tipo de seta que sirve para condimentar. Tiene un distintivo sabor picante y funciona para sazonar diferentes tipos de platos. A esta seta se la suele llamar también trompeta de los muertos o de la muerte, termino un tanto tenebroso. A pesar de su nombre, es una seta totalmente comestible y muy apreciada en muchos países en todo el mundo. Crece en terrenos muy húmedos; en bosques de hayas y robles. Es ideal como condimento (seta deshidratada) para llevar cuando sales de excursión.

Preparar primero el relleno. Freír la cebolla con las setas hasta que se hayan dorado las cebollas. Cortar y picar el ajo e incorporar al resto de la preparación. Dejar enfriar un poco antes de añadir la ricota. Condimentar con sal y pimienta.

En esta receta puedes utilizar la salsa de tomate que más te guste. En nuestro caso hemos utilizado salsa de tomate en lata para hacer más sencilla la preparación.

Preparar las tortillas. Medir el orificio del horno, cortar la tortilla en el medio para que encaje perfectamente en el horno. La tortilla de la base tendría que tener un orificio más amplio que la tortilla de la capa superior. Colocar un poco de aceite en la base del molde. Colocar una tortilla y cubrir 1/3 con la mezcla de ricota. Colocar otra tortilla y cubrir 1/3 con la salsa de tomate. Continuar intercalando la preparación. En la última capa cubrir con la salsa de tomate. Colocar la mozzarella por encima y un poco de orégano.

Cocinar durante aproximadamente una hora.

Podríamos decir que se trata de un plato que es una mezcla de lasaña, fajita y pizza al mismo tiempo, pero mucho más sencillo de preparar. Tres platos en uno, ¡qué mejor!

¡Buen provecho!